Rosalía Horno es la enfermera de Carmen Arana, paciente con EM. A Carmen, que acaba de realizar el Camino de Santiago, la conocimos gracias a Rosalía, quien nos puso en contacto con ella. Sus testimonios nos muestran cómo afrontan la enfermedad con el fin de mejorar la calidad de vida de las personas con EM. Cada una pone de su parte en un trayecto que realizan juntas desde hace catorce años.

“Paciente activo” es el nombre de un programa de Osakidetza, el servicio de salud vasco, destinado a que los enfermos crónicos cambien sus hábitos de vida para mejorar su salud. Para ello, reciben las herramientas necesarias en siete sesiones formativas impartidas por otros pacientes.